El guerra

La guerra
ya no vive lejos
– creo que nunca ha vivido.

Estuvo siempre cercana,
adentro, alrededor,
yo que no la veía
o pretendía no verla.

Es que me decían que yo vivía
en un país sin guerras
donde las diferencias bailan juntas –
un país afable, un país “cordial”.

Tan amable
el país que llaman Brasil.
Que se inventó el 22 de abril de 1500.

Y desde entonces hay guerra.
En contra los Tupinambá, Pataxó,
Guarani, Kaingang, tantos pueblos que ahí vivían
sin Estado, sin dinero, sin Brasil.

Que ahí resisten y existen. Reexisten.

Una historia de pueblos descuartizados en África,
repartidos como commodities
en un mercado cada vez más mundial.

Una globalización para beneficio de pocos,
apesar de que nos toca a todes.

La guerra no la eligimos,
pero nos toca a todes.

La guerra la siento en mi cuerpo.
En mi vientre. En la manera en que me crearon mujer.
Hecha para callar, servir, obedecer, perdonar y siempre, siempre olvidar.

O entonces te llaman amargada, rencorosa, histérica.
Quedarás para tía.

Hay que ser linda. Hay que ser mamá.
La vida, antes de todo. No la tuya.

La guerra no es mujer. La guerra tiene género, y tiene color.

El pálido guerra.

El guerra viene desde arriba.
El guerra explota todo, convierte todo en un polvo blanco homogéneo.

Pero la resistencia, la resistencia, esa es mujer.

La resistencia
es latinoamericana,
es negra, es kurda,
es palestina,
es siria.

La resistencia es zapatista.
La resistencia es colorida.
La resistencia somos nosotras.
La resistencia está viva.

La resistencia transforma
el miedo en rabia,
la rabia en coraje,
el coraje en esperanza.

Una esperanza que camina
y se hace vida entre los pueblos.

Sí, la esperanza es mujer.

La esperanza es gay,
la esperanza es lesbiana,
la esperanza es bi, es trans,
es muxe, es viada,
es queer.

La esperanza me hace caminar.
La resistencia me deja existir.

El guerra duele.
Pero no nos paralisa.
Las ancestras nos apuntan el devenir.

 

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *

*